Leer un libro es como comer una patata frita.

Planeo no soportar nada de lo que pueda dejar.